Precious Collins es la coordinadora del programa Native Connections para la tribu indigena Ute en el suroeste de Colorado.

También es la co-fundadora de Ignacio Out and Equal Alliance. Gran parte de su trabajo se enfoca en apoyar a los jóvenes y abordar sus necesidades de salud mental.


P: ¿Cuáles son las preocupaciones más importantes en cuanto a cómo les está yendo a los jóvenes durante esta pandemia de COVID-19.

Precious: Creo que la preocupación más grande es el aislamiento y encontrar nuevas maneras de promover la interacción social entre los jóvenes de nuestra área. Especialmente entre los jóvenes nativo-americanos, ya que a esta altura del año es cuando usualmente celebramos nuestras ceremonias tradicionales. Nos juntamos como familia y como comunidad para celebrar nuestras danzas y celebrar unos con otros, y no hemos podido hacerlo este año, y esto ha sido una preocupación. También, estamos descubriendo que muchas familias están fatigadas en este momento – fatiga del COVID. Están teniendo problemas con permanecer conectados en línea todo el día, ya sean los padres o los jóvenes, y estar conectados para poder comunicarse y hablar unos con otros está empezando a fatigarlos.

 

P: Dada la fatiga y todos los otros desafíos que los jóvenes están enfrentando hoy por hoy, ¿cuáles serían algunas de las mejores maneras en que los padres o los adultos de confianza en la vida de ese joven podrían apoyarlo?

Precious: Creo que apartar un poco de tiempo a diario para verificar cómo está tu joven es sumamente importante. Recomendamos al menos unos 20 minutos por día, y crear ese espacio con tu joven de manera que se sienta cómodo hablando de cómo fue su día, hablar de los problemas que podrían estar experimentando y las emociones y sentimientos que podrían estar emparentadas con ellos. Y dejarles saber que los apoyamos y que los amamos y que esas palabras salgan de nuestros labios son realmente importantes y claves durante este momento.

Creo que también sentarse con ellos para discutir lo que significa para ellos socializar en este momento, y cómo podemos ayudarles con eso. Se trata de eventos con distanciamiento social, o una cena pequeña, ¿o quizás un evento o reunión virtual con familiares y amigos en Zoom? Creo que realmente es clave dejarles expresar su creatividad en cuanto a cómo pueden ser sociales con amigos y familiares.

 

P: Sabemos que la adolescencia puede ser un momento desafiante y de confusión para los jóvenes y para los padres. ¡De a ratos puede llegar a sentirse como una batalla de ambos lados! De modo que, ¿cómo es que nosotros los adultos, podemos saber cuándo una persona joven realmente necesita nuestra ayuda? ¿Cuándo es que necesitan atención y apoyo inmediatos?

Precious: Si antes eran jóvenes extrovertidos y ahora se están empezando a aislar – no quieren salir de su habitación, no quieren irse de la casa – esas son banderas rojas. Pienso que, si prestamos atención, y estamos sosteniendo esas conversaciones con nuestros jóvenes, comenzaremos a notar esas banderas rojas cuando empiezan a surgir.

Considero que es muy importante que notemos esas banderas rojas y que las abordemos inmediatamente y tengamos una conversación con nuestros jóvenes en cuanto a cómo vamos a tratarlas. Sugiero que tracemos un plan con ellos. Si estamos hablando de que esos jóvenes comienzan a actuar de determinada manera – ¿cómo no querer comunicarse con sus amigos por medio de la tecnología o con distancia social – qué podemos hacer frente a esa situación? podemos preguntarles de antemano, “¿cómo te gustaría que yo lidie con esta situación?” ¿hay alguien con quien te sentirías más cómodo hablando de esto? Puede ser una tía o un tío o un amigo. Me gustaría saber esto para entender cómo puedo ayudarte cuando te empieces a sentir de este modo”.

Para obtener más ayuda: Si tú o un joven están batallando con un problema de salud mental, abuso de sustancias o un desafío a nivel emocional, puedes llamar a Colorado Crisis Services al 844-493-TALK (8255). O puedes enviar un texto con la palabra TALK al 38255.